Volvió a llenarse un lago chileno que se había secado

Santiago de Chile.- El Lago Cachet 2, en la Patagonia chilena, volvió a llenarse luego de que el 6 de abril perdiera toda su masa hídrica por un fenómeno atribuido al calentamiento global, indicaron hoy especialistas.

Investigadores del Centro de Estudios Científicos de Valdivia, junto a la Dirección General de Aguas (DGA) precisaron que “el túnel por donde inicialmente se evacuó el agua, de unos 8 kilómetros de largo, se cerrará de nuevo”.

El boquete se abrió por el desprendimiento de un glaciar, a causa del aumento de la temperatura, y las mediciones ratificaron que la costa del lago “está actualmente unos cinco metros por debajo de su nivel normal previo al vaciamiento, y unos 50 metros por sobre el nivel mínimo que alcanzó después de su vaciamiento”.

El descubrimiento confirmó la tesis de los glaciólogos Andrés Rivera y Gino Casassa, quienes sostuvieron que “el vaciamiento es un fenómeno natural en glaciares”, que fue favorecido por las altas temperaturas que asolaron la zona en abril, de más de 35 grados.

El lago Cachet 2, con 2.000 millones de litros de agua, desapareció en abril pasado, en menos de 12 horas, de los patagónicos Campos de Hielo Norte, en Chile, al formarse un túnel de ocho kilómetros, por el cual escurrió el agua.

Imágenes satelitales de la zona corroboraron en abril el desastre, que fue advertido por lugareños, cuando el poderoso río Baker aumentó fuera de lo normal su caudal y llegó a revertir su curso por dos horas.

El lago Cachet 2 está ubicado junto al glaciar Colonia, que debió soportar temperaturas más altas de lo normal este año, lo que causó un mayor deshielo de su estructura, según Rivera.
Las masas de hielo quedaron flotando sobre la formación lacustre y abrieron el citado túnel, por el cual escurrió el agua en dirección al lago preglaciar Colonia, desde donde derivaron al río Baker, el más caudaloso de Chile.

Este fenómeno, conocido como glof, es habitual en Chile y Sudamérica, según Rivera.
En abril del año pasado, el lago Témpanos, de Campos de Hielo Sur, desapareció también y posteriormente comenzó a llenarse nuevamente.

El experto reveló entonces que desde 1950 hay evidencia de procesos similares, pero alertó que su ocurrencia podría estar aumentando a raíz del cambio climático, aunque aclaró que el agua no desaparece, sino que modifica su ciclo.

Un estudio encargado por el gobierno de Chile reveló que en los próximos años las lluvias aumentarán con fuerza en la zona andina del país limítrofe con Perú y Bolivia, debido al derretimiento de hielos eternos. (Télam)

La Capital, Rosario